Noticias
Guinea Bissau Senegal: el asesinato del presidente genera incertidumbre en la vecina región de Casamance.
Autores corporativos:
Instituto de Estudios Políticos para América Latina y África (traductora)
Integrated Regional Information Networks (autoría; canal)

Autores personales:
Bianchini, Maria Chiara (Traductor/a)

   Descripción    Clasificación   
Lugar:
Dakar (Senegal)
Fecha:
6 de Marzo de 2009
Entradilla:
El reciente asesinato del presidente y del jefe del Ejercito de Guinea-Bissau han generado gran inquietud en la región senegalesa de Casamance, dónde la lucha separatista que viene desarrollándose hace décadas ha sido fuertemente influenciada por las políticas de Guinea Bissau.
Introducción/Descripción:
El 2 de marzo el presidente João Bernardo Vieira fue asesinado, pocas horas después de que un ataque aéreo matara el jefe del Ejército Tagme Na Wai. Los militares de Guinea Bissau han insistido en que el asesinato del presidente no constituía un golpe de Estado y, el 3 de marzo juró ante el Parlamento Raimundo Pereira, en calidad de líder interino e insistió en que mantendría el Estado de derecho.

Durante los años 90s, Guinea Bissau sirvió como base de apoyo y proveedor de armas para los rebeldes de Casamance que lanzaron un movimiento separatista en 1982, pero a partir del año 2000 las buenas relaciones del país con el gobierno de Senegal han sido un factor determinante para devolver una relativa calma a la región, según dice Martin Evans, profesor de desarrollo internacional en la Universidad de Chester y experto en la situación de Casamance.

La calma en la frontera con Guinea Bissau ha sido el factor principal para que la gente pudiese volver a sus pueblos, dijo Evans. Ya no hay un constante flujo de armas hacia las guerrillas del Movimiento de la Fuerzas Democrática de Casamance (MFDC)

Los años de conflicto en Casamance han provocado el desplazamiento de decenas de miles de personas. El Centro para el Monitoreo de los Desplazamientos Internos dice que es difícil establecer un numero definitivo pero según las estimaciones actuales el numero de desplazados varia entre los 10.000 y los 70.000.

Cuando llegó al poder en el año 2000, el ex-presidente de Guinea Bissau Koumba Yala, apoyó los esfuerzos del presidente de Senegal Abdoulaye Wade por resolver el conflicto de Casamance, afirmando que no permitiría que Guinea Bissau fuera una base de apoyo para el MFDC.

Desde entonces ha habido continuidad en la política de Guinea Bissau. Como distintos observadores han evidenciado, la calma relativa en Casamance en estos últimos años ha dependido menos de la capacidad de negociación del gobierno de Senegal y más de las dinámicas políticas en Guinea Bissau, dijo Evans.

Los dos países están estrechamente vinculados, dice, haciendo hincapié en que la guerra civil de Guinea Bissau entre el 1998 y el 1999 era en buena medida una guerra alimentada por el conflicto de Casamance, en el que las tropas del MFDC y del gobierno de Senegal prestaron apoyo a los dos lados opuestos.

Oumar Diatta, escritor residente en Casamance y especialista sobre la región, dijo que la muerte de Vieira y Na Wai podría llevar a un cambio en Casamance que podría favorecer el liderazgo del MFDC que había quedado debilitado desde que Guinea Bissau ha adoptado una política de apoyo al gobierno de Senegal.

Los eventos de Guinea Bissau podría subir la tensión en Casamance, dice el analista político Senegales Babacar Justin Ndiaye. Aún no sabemos qué política adoptará el sucesor.

Puesto en una región inestable, infestada por el narcotráfico, Senegal está rodeado de países en los que los gobiernos civiles han sido suspendidos [Como en el caso de los golpes en Mauritania y Guinea]

Durante un tiempo, Senegal ha estado rodeado de regimenes militares, dijo Ndiaye. Mauritania y las dos Guineas del Sur.El único aire democrático [Senegal] fluye desde Mali y desde la costa atlántica. Esta es la razón de porqué Senegal siente que tiene un rol geopolítico importante en la situación que se está dando en Guinea Bissau.

El líder interino Pereira ha prometido que convocará a elecciones entro 60 días, de acuerdo con la Constitución.

El profesor Evans dice: Uno esperaría que quién coja el poder en Guinea Bissau continuará las mimas políticas de Yalla y Vieira, de cooperación con el gobierno senegales. Añadió: Sin embargo, la inestabilidad en Guinea Bissau hará más difícil la cooperación transfonteriza que es esencial para mantener la paz en Casamance.

© IRIN 2009.
URL:
http://www.irinnews.org/Report.aspx?ReportId=83320
Publicado en:
Gloobalhoy nº17 ; IRINnews.org
[email protected]